RESEÑAS BIBLIOGRÁFICAS

DIBUJAR PROVOCANDO


“Dibujar provocando” es el título de un texto del profesor Amadeo Ramos Carranza, escrito en 1998 y publicado en el libro “Proyectos para Huelva. Ejercicios de Escuela”, que fue editado como catálogo de la exposición patrocinada por el Colegio de Arquitectos de Huelva, recogiendo los resultados destacados de la actividad docente desarrollada por un importante grupo de profesores y estudiantes de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Sevilla, durante el curso 1998-99.  En el ámbito del Aula Taller F, una de las seis unidades docentes que componen el Departamento de Proyectos Arquitectónicos, aquél año académico se programaron todos los ejercicios de todos los cursos (primero de Plan 98 y tercero a sexto de plan 75) en torno a la figura de Le Corbusier. La obra del maestro fue la principal fuente de referencia para ilustrar todas las temáticas tratadas desde todos los proyectos docentes. Los profesores e investigadores del grupo estudiaron proyectos y obras que se expusieron en un Seminario, rematado por un viaje para recorrer y experimentar algunas de las obras estudiadas. La exposición fue el colofón de aquella experiencia y el libro catálogo consecuente documento.

A través de una selección de dibujos, realizada por el profesor Manuel Trillo de Leyva y la arquitecta Patricia Higuera Miguélez. Amadeo Ramos redacta el texto “dibujar provocando”, hace un recorrido repasando las motivaciones, las intenciones, las claves del maestro sobre la ciudad, la vivienda y el paisaje, comprendidas en un contexto de progreso y de revolución tecnológica y social. Se trata de un texto breve, que apoyado en una serie de obras protagonizadas por la tipología residencial, expone el ideario general de Le Corbusier. La vivienda y la casa se erigen en el laboratorio del arquitecto.

El texto adquiere valor cuando, tras su lectura, se observan detenidamente, uno tras otro, los 70 dibujos seleccionados que siguen al artículo,  comprendiendo la trasdendencia que cada uno ha tenido. En efecto encontramos dibujos que son ensayos provocadores de futuro, dibujos que son análisis plenos de contenidos y reflexión, que son a su vez arriesgados compromisos de investigación. Concluiremos reconociendo que para dibujar es preciso haber tenido ideas.

Rosa María Añón Abajas 09/09/2013

Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: